A sanción presidencial proyecto de red unidos contra la pobreza

La plenaria del Senado y de Cámara aprobó la conciliación del proyecto de ley de autoría del senador Mauricio Lizcano que busca establecer una Red Unidos para la superación de la pobreza extrema.
Lizcano dijo que “el propósito de la iniciativa es elevar a rango legal la red para la superación de la pobreza extrema – Red Unidos – para así mejorar las condiciones de vida de las familias en situación de pobreza extrema y buscar que las mismas dejen atrás esa condición”. Al elevar a rango de ley la Red Unidos no se podrá modificar o derogar por el gobierno y se blinda los programas hacia el futuro. La norma permitirá que los más pobres puedan acceder de manera preferente a los diferentes servicios sociales del estado como las casas gratis, las becas para estudiantes, microcréditos y trabajo entre otros. Explicó que “la Red Unidos está conformada por las entidades del Estado que presten servicios sociales dirigidos a la población en pobreza extrema, alcaldías y gobernaciones, el sector privado y organizaciones de la sociedad civil que actuarán coordinadamente a través del Departamento Administrativo para la Prosperidad”. La Red Unidos atenderá nueve frentes para mejorar las condiciones de vida de las familias en pobreza extrema. Estas son: 1. Identificación, 2. Ingresos y Trabajo, 3. Educación y Capacitación, 4. Salud, 5. Nutrición, 6.Habilitación, 7: Dinámica familiar, 8. Bancarización y Ahorro y 9. Acceso a la Justicia. PROYECTO DE LEY 216 DE 2015 CÁMARA, 101 DE 2014 SENADO por medio de la cual se establece la Red para la Superación de la Pobreza Extrema “Red Unidos” y se dictan otras disposiciones. Objeto Elevar a rango de ley la política de la Red de Superación de la Pobreza Extrema “Red Unidos”, para así mejorar las condiciones de vida de las familias en situación de pobreza extrema, buscando que las mismas dejen atrás esta condición. Esta red articula y coordina las distintas estrategias y entidades que ayudan a la población en pobreza extrema, convirtiéndola así en una política de Estado eficiente y no en una estrategia temporal de un gobierno particular. Ejes fundamentales de la ley Convertir una política de Gobierno que ha sido efectiva en la lucha contra la pobreza extrema, en una Política de Estado. A partir de esta Ley, el acompañamiento especial que se le hacen a las familias que se encuentran inmersas en la pobreza extrema será continuo y permanente, hasta que se cumpla las metas que indican que esta familia ya superó esta condición. Es decir, cuando exista cambio de Gobierno, el acompañamiento seguirá vigente. Visibilidad del acceso preferencial. A partir de esta Ley todos los servicios del estado como: educación, trabajo, vivienda, nutrición, bancarización… serán priorizados hacia las personas que se encuentran inmersas en esta condición. Programas sociales como familias: acción, viviendas gratis, temas de nutrición del ICBF o primer empleo, entre otros, deberán amparar en primer lugar a las familias que están en pobreza extrema. Se aclaran los roles del sector central y las entidades descentralizadas. Las entidades descentralizadas deberán realizar un plan de acción de lucha contra la pobreza extrema el cual contará con el acompañamiento del Departamento para la Prosperidad Social, logrando así metas unificadas y acciones conjuntas, coordinadas y articulas. ¿Qué es la pobreza extrema? Es el estado más grave de pobreza, que no depende exclusivamente del nivel de ingresos, sino de la disponibilidad y acceso a servicios y necesidades básicas, como alimentos, agua potable, sanidad, techo y educación. ¿Por qué elevar esta política a rango de ley? Esta estrategia no ha sido elevada a rango de ley, por lo que corre el riesgo de ser modificada o derogada por un gobierno posterior. Colombia se comprometió con los demás países de las Naciones Unidas a erradicar la Pobreza Extrema como uno de los Objetivos de Desarrollo del Milenio. Desde 2006 los esfuerzos gubernamentales para erradicar la pobreza extrema se han incrementado a través de la estrategia Unidos, logrando resultados importantes. Según el DANE, el porcentaje de colombianos en pobreza extrema cayó del 14.4% en 2010 a 7.9% en 2015. La estrategia, entonces, funciona. Hoy la estrategia Unidos, antes llevada a cabo por la Agencia Nacional contra la Pobreza Extrema – ANSPE, ha quedado en pausa debido a la absorción de esta entidad en cabeza del Departamento para la Prosperidad Social – DPS. Es necesario salvar esta política, haciendo que perdure en el tiempo. ¿Qué medidas ha llevado a cabo esta política? La antes llamada Estrategia Unidos, ahora Red Unidos, ataca en nueve frentes distintos a la pobreza extrema para así para mejorar las condiciones de vida de las familias en esta situación. Estos aspectos son: 1. Identificación, 2. Ingresos y Trabajo, 3. Educación y Capacitación, 4. Salud, 5. Nutrición, 6. Habitabilidad, 7. Dinámica Familiar, 8. Bancarización y Ahorro, y 9. Acceso a la Justicia. Son estrategias completas y articuladas que permiten no sólo ayudar a las familias en condición de pobreza extrema, sino a sacarlas de esta misma. Tipos de medidas planteadas en el proyecto •Establecer el sistema de coordinación nacional de la Red Unidos dentro del Sistema de Promoción Social, liderado por el Departamento Administrativo para la Prosperidad Social •Articulación de oferta institucional de servicios sociales, garantizando la eficiencia de los mismos. •Políticas de focalización de beneficios y acceso preferente a la población en pobreza extrema. •Medidas de articulación entre las autoridades nacionales y locales para la lucha contra la pobreza extrema, con competencias y responsabilidades claras que faciliten la coordinación. •Obligación de reporte al Congreso de la República del programa de Pobreza Extrema en Mediano Plazo.
0