Más de 5.000 personas han retornado a sus tierras en Cundinamarca

400 familias se han beneficiado con proyectos productivos para generación de ingresos.

) En desarrollo del Tercer Comité de Justicia Transicional, el gobernador de Cundinamarca, Jorge Emilio Rey, analizó todas y cada una de las acciones emprendidas por su administración para garantizar de manera oportuna los procesos de atención, asistencia, protección y reparación integral a la población víctima.
En ese sentido, durante este período el departamento ha avanzado en la caracterización de la población víctima, que hoy se calcula en un total de más de 150.000 personas, proceso en el que se han realizado procesos de capacitación con las alcaldías municipales.

Así mismo, el plan de desarrollo plantea un moderno sistema de información que facilita este proceso y lo acerca mucho más a la realidad de las víctimas, con apoyo de las secretarías de Gobierno, TIC y Salud con sus programas diferenciales, aseguramiento y atención psicosocial, entre otras estrategias de alto impacto social, deportivo, productivo y educativo.
De manera especial, el gobernador Rey destacó los Centros Regionales de Atención a Víctimas en Soacha, Viotá y La Palma; además de la entrega de cerca de 1.200 libretas militares y la gestión para que los jóvenes de esta población estén exentos de prestar servicio militar.

Frente al tema de reparación integral, el primer mandatario departamental dio a conocer que se han beneficiado 400 familias con proyectos productivos para generación de ingresos; 70 proyectos productivos en competencias laborales, capacitación, creación de empresa y empleabilidad, así como avances en los procesos de restitución de tierras y el apoyo en la construcción de 250 viviendas, que benefician a cerca de 400 personas.

Otro de los procesos centrales, es el de impulsar el retorno y reubicación que ha beneficiado a más de 5.000 personas, especialmente en municipios como La Palma, Yacopí y Topaipí, igual que el programa de restitución de tierras que avanza en los diferentes municipios.

“Seguimos trabajando en los procesos de capacitación de las organizaciones de víctimas en habilidades de gestión en cooperación internacional y consolidar iniciativas que impulsen el desarrollo de esta población”, dijo Rey.

En relación con la creación del Centro de Memoria Histórica para la población víctima y el fortalecimiento de sus capacidades en liderazgo comunal; la gobernación de Cundinamarca destinará importantes recursos para la construcción de placa huellas y otras obras civiles y espera poner en marcha una escuela taller de artes y oficios como aporte a la recuperación de los derechos culturales y formalizar la creación del Subcomité de Tierras, solicitado por los representantes de la población víctima y a través del Departamento para la Prosperidad Social (DPS) se han atendido diferentes municipios con programas especiales.

Por su parte, los alcaldes de los municipios de Útica y La Palma, resaltaron el trabajo que se ha adelantado desde el departamento y solicitaron fortalecer la seguridad, los proyectos productivos y el mejoramiento de sus vías terciarias para facilitar la conexión con los cascos urbanos.

Por último, el gobernador Rey Ángel les solicitó a los alcaldes de los 25 municipios que aún no han conformado sus Comités Municipales de Justicia Transicional adelantar las acciones necesarias para garantizar la operación de esta instancia, esencial para la toma de decisiones en beneficio de esta población.

En esta sesión de trabajo, participaron los alcaldes municipales, organismos de control y autoridades civiles, militares y de Policía de Cundinamarca.
0